Represión Digital: Próximo paso del régimen chavista en Venezuela

Por Luis Manuel Aguana

Este articulo del año pasado (http://ow.ly/13Xnc) que me envía un amigo, es un ejemplo claro de violación de los DDHH a través de las TIC’s. En Irán, Mahmoud Ahmadinejad reprime a través de las nuevas tecnologías de comunicación tumbando la señal SMS de las operadoras de celulares para evitar el flujo de información durante las elecciones en Irán el año pasado. Comenzando tres semanas antes de las elecciones y durante el acto comicial, los iraníes fueron testigos de toda clase de interrupciones en todos los servicios de comunicación digital, incluyendo filtrado e interrupción de sitios en la Internet, correos, intercepción e interrupción de la señal móvil de los celulares, en especial en sitios donde se desarrollaban protestas en contra del régimen.

A pesar de estas limitaciones los iraníes pudieron comunicarse a través de las Redes Sociales Facebook, Twitter y YouTube aunque estos fueron bloqueados y luego desbloqueados por protesta de los candidatos.

En Irán existe una agencia gubernamental denominada “Centro para el Cyber Crimen Organizado de la Guardia Revolucionaria” que pretende combatir el uso del ciberespacio para “promover protestas, amenazas al público, y dispersar rumores”. Este Centro responsabilizo de las protestas a varios websites a quienes acusaron de promover protestas y manipulación de la opinión pública. La Guardia Revolucionaria iraní emplazó a los editores de esos sitios web a remover contenido o a enfrentar acciones legales. Luego de esos anuncios muchos usuarios de Twitter colocaron sus cuentas en modalidad privada de manera tal que sus mensaje fueran solo conocidos por sus seguidores y en un esfuerzo de asegurar mayor seguridad, los usuarios comenzaron a eliminar los nombres de aquellos que posteaban mensajes (tweets).

Asimismo, los usuarios de Gmail de Google comenzaron a configurar la seguridad de sus cuentas a fin de hacer muy difícil la intercepción de correos. De igual manera los dueños de listas de correo comenzaron a proveer información acerca de cómo puede ser mas seguro y anónimo el envío de sus correos en la Internet.

Las autoridades han intervenido bajando la velocidad de las conexiones a Internet haciendo más dificultosa la subida de videos y fotos a sitios en la red. Por otro lado los hackers iraníes respondieron saboteando sitios del gobierno. Los activistas opositores están en conocimiento de la intervención del gobierno en las comunicaciones electrónicas porque funcionarios les han mostrado correos durante sus interrogatorios. Alegan que las comunicaciones via SMS son las mas fáciles de intervenir.

El gobierno venezolano va rumbo a esa realidad. El arribo a nuestro país del “técnico” cubano Ramiro Valdes no hace sino reafirmar lo que se nos viene encima, que no es otra cosa que la implementación de la represión digital. Tanto Cuba como China así como en otros regimenes donde la violación de los DDHH está a la orden del día, la tecnología de la información es un medio sujeto a un férreo control. Los estudiantes han usado Twitter y los SMS como medio masivo de comunicación para realizar concentraciones de una manera dinámica. El gobierno se ha dado perfecta cuenta de esto y empezará la implementación de controles técnicos y nuevas regulaciones que limiten a los proveedores de servicios privados digitales. El objetivo: el control de la información digital antes de las elecciones parlamentarias y un nuevo golpe dirigido a la neutralización de la protesta del movimiento estudiantil.

Anuncios

Tecnologías de Información y Comunicaciones (TIC’s) para el Control Político: Una Nueva Modalidad de Violación de los DDHH

Por Luis Manuel Aguana

De acuerdo a Mordos (Catherine Mordos, Nuevas Tecnologías para el Control Político. http://www.derechos.org/nizkor/doc/articulos/mordos.html) la modalidad de utilización de las nuevas tecnologías de información y telecomunicaciones (TIC’s) se esta poniendo de moda en países cuyos gobiernos tienen tendencias autoritarias. Estos gobiernos han descubierto en ellas que con un mínimo esfuerzo de inversión técnica son capaces de vigilar y manipular socialmente a la población civil. Las nuevas tecnologías de la comunicación y la informática no solo están permitiendo la aparición de legiones de sofisticados computadores y teléfonos cada vez más refinados, sino que también sirven para tener bajo control a la población civil, dejando atrás por puramente obsoletos los antiguos métodos de represión violenta propios de las dictaduras.

Escribía N. Méndez en 1996 (Nelson Méndez, Estado, capitalismo y tecnologías de vigilancia y control social: Hacia el Panóptico del Siglo XXI, FACES UCV): “la reseña de casi cada persona en el mundo desarrollado (y de cada vez más gente en el Tercer Mundo) esta archivada en un conjunto de bases de datos recogidas, analizadas y accesibles para gobiernos y grandes empresas. Más y más, estas computadoras están conectadas y comparten sus insidias cibernéticas. Usando redes de alta velocidad con inteligencia avanzada y números de identificación tales como el Social Security Number en Estados Unidos, las computadoras pueden crear instantáneamente completos dossiers de millones de personas sin necesidad de un sistema centralizado. Nuevos adelantos en genética, en investigación biométrica, avanzados sistemas de registro telemático, de “transporte inteligente de datos”, y de cotejo de transferencias financieras han aumentado dramáticamente la cantidad de detalles disponibles. Diversos convenios internacionales facilitan el intercambio de información a través de las fronteras, y al igual que las legislaciones nacionales, con el pretexto de “garantizar la seguridad” frecuentemente impiden que la sociedad civil pueda enfrentar, o incluso reconocer, tales invasiones a la vida de las personas” . Esta situación no ha cambiado en absoluto y al contrario se ha agravado significativamente.

Sin embargo, existe un aspecto pocas veces abordado en esta discusión. El hecho de que un gobierno al incurrir en la utilización de estas tecnologías para el control, la manipulación, la amenaza, el chantaje u otro delito de orden político sobre una sociedad, estaría incurriendo también en una abierta violación de los Derechos Humanos de los individuos que componen esa sociedad. Y esas violaciones deberán contar de igual manera que los otros delitos contra la persona humana, con las consecuentes penas sin prescripción para aquellas personas que los cometan. En otras palabras, la utilización impropia de las TIC’s para el control político de los individuos por parte de un gobierno, constituye un delito contra los Derechos Humanos.

Reseñaba Mendez el caso de Tailandia, en donde el banco de datos central de la población del país y su sistema de documentos de identidad, constituían los elementos claves de un procedimiento de información múltiple que ha sido usado por el ejercito tailandés para fines de represión política (parecidos sistemas de tarjetas inteligentes de identidad han sido comercializados en mas de una docena de países del Tercer Mundo, y en muchos otros se oyen propuestas al respecto, incluyendo Venezuela en la actualidad). Dichas tarjetas de identidad tienen huellas dactilares electrónicas e imágenes del rostro, y hay la posibilidad de confrontarlas por enlace telemático con una base de datos que cubre la totalidad de la población. La base abarca casi todas las agencias del gobierno y está controlada por el poderoso Ministerio del Interior tailandés, dominado por la policía y el ejército.

La intención de este Blog no es el desarrollo técnico-legal de la naturaleza del delito arriba expresado (aunque son importantes algunas referencias de orden legal), sino advertir y denunciar, entre otras cosas, no sólo a los realizadores de políticas públicas de los gobiernos, sino a todos aquéllos involucrados, técnicos o no en el área de las TIC’s, de la naturaleza de los delitos en los que estarían incurriendo al coadyuvar y prestar su conocimiento tecnológico a esta nueva modalidad de represión gubernamental. Asimismo, estudiar a profundidad aquellos casos en diferentes países en donde esta modalidad se está poniendo en práctica, con los ejemplos respectivos, incluyendo el caso venezolano.

Sen y las Libertades Políticas

Dijo Sen: “…Pasando a otros tipos de privación de libertad, en algunos países hay un gran número de personas a las que se les niegan por sistema la libertad política y los derechos humanos básicos. A veces se dice que la denegación de estos derechos ayuda a estimular el crecimiento económico y es buena para acelerar el desarrollo económico. Algunos han abogado incluso por un endurecimiento de los sistemas políticos -con la denegación de derechos humanos y políticos básicos- porque ello tiene supuestamente la ventaja de fomentar el desarrollo económico. Esta tesis (llamada frecuentemente La Tesis de Lee, atribuida de alguna forma a Lee Kuan Yew, antiguo primer ministro de Singapur) a veces se respalda con datos empíricos bastante rudimentarios. En realidad, algunas comparaciones internacionales más generales no han confirmado esta tesis, y apenas existen pruebas de que una política autoritaria contribuya en realidad al crecimiento económico. De hecho, la evidencia empírica parece indicar claramente que el crecimiento económico se favorece más con un clima económico más positivo que con un sistema político más duro.” ver Desarrollo y Libertad, A. Sen, pag. 31-32, Cap 1, La perspectiva de la libertad

Democracia. Claramente el enfoque de Sen está alineado profundamente con los valores propuestos por la democracia. De hecho, un enfoque como el que él sugiere, basado en las libertades de los individuos, la agencia y el debate, difícilmente podría realizarse sin un régimen democrático. No sólo considera fundamental a la democracia, sino que, en un artículo aparecido en el Journal of Democracy en 1999, Sen sostiene la idea de que la democracia es un valor universal. Este es justamente el título del artículo: Democracy as a Universal Value. (Sen, A. (1999), Democracy as a Universal Value, Journal of Democracy; vol. 10, No. 3.)

Ahora bien, en el artículo Sen sostiene que existen dos fuertes críticas a la idea de la democracia como valor universal: la crítica “económica” y la crítica “cultural”. La primera se basa en la idea de que los derechos económicos anteceden a los políticos, dado que, los derechos políticos no le sirven a quien no tiene qué comer. Esto muchas veces se traduce en la idea de que es mejor sacrificar ciertas libertades políticas y sociales para lograr un mayor aumento de la productividad económica. La segunda desafía la idea de que la democracia pueda considerarse un valor universal. En este punto Sen se adentra en el análisis de temas más propios de la filosofía, en el cual debe resolver cuestiones tales como objetivismo/subjetivismo, absolutismo/relativismo. A continuación desarrollaremos ambos argumentos.

a) Derechos económicos vs. Derechos políticos. ¿Hay que erradicar la pobreza o garantizar las libertades políticas y los derechos humanos? ¿Por qué preocuparse por cosas finas como las libertades políticas si hay cosas tan gruesas como las acuciantes necesidades económicas? Preguntas como estas se plantearon en la Conferencia sobre Derechos Humanos llevada a cabo en Viena en 1993. En ella los delegados, según Sen, se mostraron contrarios a defender la importancia de los derechos políticos y humanos básicos. “Se dijo que en lo que habría que centrar la atención era, más bien, en los derechos económicos, relacionados con las necesidades materiales importantes.” El problema más importante que implica esta postura es que puede ser utilizada para justificar el autoritarismo. El ejemplo más acabado de esta postura es la tesis de Lee Kwan Yew, ex-primer ministro de Singapur, según la cual, las libertades y los derechos dificultan el crecimiento y el desarrollo económico. Sen discute este argumento en dos planos. Por un lado, en el campo empírico, por el otro, en el campo teórico. En cuanto al primero, Sen revisa distintas bibliografías sobre el tema y llega a la conclusión de que:



“…if all comparative studies are viewed together, the hypothesis that there

is no clear relation between economic growth and democracy in either

direction remains extremely plausible.”

Con esto no se defiende la necesidad de la democracia, pero, al menos, se falsea la hipótesis de Lee. Sin embargo, Sen pretende ir más allá para encontrar argumentos que demuestren la importancia de la democracia. Para ello, él trata de mirar este enfrentamiento entre los derechos políticos y derechos económicos desde su enfoque, llegando a la conclusión de que las libertades políticas son fundamentales debido a:

1) Su importancia directa en la vida humana relacionada con las capacidades básicas (incluida la de la participación política y social). En este punto, Sen destaca el papel constitutivo de la libertad política en el desarrollo.

2) Su papel instrumental en la mejora de las posibilidades de los individuos para expresar y defender sus demandas de atención política (incluidas sus exigencias de que se satisfagan sus necesidades económicas). En este punto pone como ejemplo la oportunidad que brindan las democracias de evitar desastres como las hambrunas.

3) Su papel constructivo en la conceptualización de las necesidades (incluida la comprensión de las necesidades económicas en un contexto social). ¿Cómo se van a satisfacer los derechos económicos si no se permite a los individuos ejercer la libertad de manifestar sus necesidades? En este punto vuelve al tema de la necesidad del debate para un enfoque del desarrollo como libertad.

4) Su papel protector frente a las pretensiones autoritarias. El ejemplo más claro es la ausencia de hambrunas en los países democráticos.

Al considerar las libertades políticas como fundamentales en sí mismas, nunca se deberá “sacrificarlas” en función de otro objetivo. Ellas mismas son el objetivo buscado. Por otro lado, la idea de que son las propias libertades políticas las que nos permiten conceptualizar nuestras necesidades económicas las pone en un lugar muy distinto al que le reservan estos críticos.

El uso de las Tecnologías de Información y Comunicaciones (TIC’s) para el Control Político

Por Luis Manuel Aguana

Algunos países, como el caso de Singapur, China y Cuba, han negado históricamente a sus ciudadanos las libertades civiles fundamentales, en especial el acceso a las herramientas tecnológicas más relevantes del siglo XX. Aproximadamente dos tercios de la población de Singapur vino a tener acceso a la Internet en el año 2006. Sin embargo, el gobierno tiene restringido el acceso a la Red mundial y no tiene tolerancia con aquellos sitios y blogs que se le opongan . Paradójicamente estos países han utilizado las herramientas de la más alta tecnología para apalancar su crecimiento económico y el bienestar de sus ciudadanos. En el caso de Cuba, la limitación de estos derechos utilizando las TIC’s aunque no está principalmente relacionada con el crecimiento económico, si lo está con el control de la información ciudadana para la consolidación y perpetuación de un sistema de gobierno.

La importancia de este tema radica no ya en el hecho de que algunos países hayan sido sojuzgados por sus gobiernos en aras de un crecimiento económico con la entronización de políticas que no hayan sido decididas de una manera democrática por esas sociedades, el problema va mucho más allá. El altísimo grado de informatización de esas sociedades, gracias al cual se han obtenido altas tasas de crecimiento y ventajas competitivas internacionales, ha llevado de manera concomitante a un control tecnológico de esas mismas sociedades, trayendo como consecuencia un férreo control político que le permite a esos gobiernos de corte autoritario mantener controlados a sus ciudadanos, no sólo en su ámbito económico sino también en el social, tratando de eternizarse en el poder utilizando esta novedosa y relativamente encubierta forma de violación de las libertades fundamentales. El esfuerzo realizado por diferentes países de hacer realidad la creación de una Sociedad de la Información y el Conocimiento, irónicamente ha traído como consecuencia, además del crecimiento económico, el control de los gobiernos sobre la información que los ciudadanos reciben, así como el conocimiento y control detallado de todas las actividades de la población.

Se hace imperativo entonces hacer un seguimiento internacional de este fenómeno, proponiendo medir a través de instrumentales metodológicos desarrollados para esos efectos, el grado de utilización de las TIC’s en los diferentes países y su uso a favor o en contra de las libertades fundamentales y la democracia. Esta medición periódica permitiría a los investigadores sociales estudiar el fenómeno del desarrollo de las TIC´s en cada país y su evolución, la disminución de la llamada “Brecha Digital” y su impacto en el desarrollo social, económico y político. La medición de un Derecho como lo es el Derecho a la Intimidad, no es un tema de fácil abordaje. Al haberse establecido el marco legal en casi la mayoría de los países latinoamericanos para salvaguardar la intimidad de las personas, un estudio que sistematice todas esas legislaciones y establezca un marco mínimo de referencia, nos serviría para elaborar un instrumento de control y seguimiento de esas legislaciones en los diferentes países para poder comparar su cumplimiento y en consecuencia lograr indicadores de aplicabilidad de las leyes de intimidad en cada país. De acuerdo con los casos llevados a la consideración de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos de la OEA, la mayoría, sino la totalidad de ellos, se basan en violaciones de los derechos fundamentales tales como aquellos que tienen que ver con la salvaguarda de la integridad física de la persona humana. Esto es, asesinatos de parte de las autoridades, desapariciones forzadas, torturas, etc. En este caso, las violaciones al derecho a la intimidad en nuestros países son poco denunciadas ante los organismos internacionales al ser consideradas como “de menor valor” si se las compara con la vida de las personas. En ese sentido estos derechos son considerados como “exquisiteces” en comparación con el resto de los derechos fundamentales dadas las grandes dificultades, tanto económicas como procesales, que deben enfrentar las organizaciones de derechos humanos en llevar un caso a la Corte Interamericana de los Derechos Humanos.

Ahora bien, la utilización de medios técnicos, en especial las tecnologías del manejo de información y comunicaciones, TICs, por parte de los Estados con el fin de manipular, controlar y en algunos casos perseguir a los ciudadanos, ya está ocurriendo en Venezuela al haberse aplicado listas de exclusión política (Tascon). ¿Es esta una consecuencia propia de la evolución de los Estados dentro de la llamada Sociedad de la Información? ¿Hasta donde debe protegerse un Estado de sus ciudadanos, sin violentar los derechos humanos y la intimidad de estos, con el fin de perseguir males mayores como el terrorismo? Esta desviación en países como el nuestro, profundamente presidencialista y de tendencias históricas autoritarias, hace aún más vulnerables los derechos ciudadanos de las personas.

Internet y Chávez, según Antonio Pasquali – Joaquim Ibarz 13/06/2007

Les copio este excelente articulo de Joaquim Ibarz del año 2007. Desde esa época el gobierno venezolano está detras del control del Internet.

Internet y Chávez, según Antonio Pasquali
El profesor Antonio Pasquali denuncia la “cubanización” de las comunicaciones venezolanas y declara a este corresponsal: “Internet va a ser nuestro último canal de libertad, pero Chávez lo quiere controlar”

Tras la nacionalización por el presidente Hugo Chávez de la compañía telefónica CANTV, se intensifica en Venezuela un proceso de “cubanización” de las telecomunicaciones que sin duda incrementará el control de conversaciones, transmisión de datos y capacidad de escucha. Así lo afirma Antonio Pasquali, uno de los más notables investigadores mundiales de la comunicación (la editorial catalana Gedisa acaba de reeditar su libro “Comprender la comunicación”).

El ilustre profesor, cuyos libros sobre comunicación se estudian en las escuelas de periodismo de todo el continente, señala que internet no escapa al control del gobierno de Chávez, ya que la nacionalización de la principal compañía telefónica (líder en fijos y móviles) facilita la censura de los mensajes de voz y de los correos electrónicos. En una entrevista con “La Vanguardia”, que mantuvimos en su residencia de Caracas, Pasquali advierte que “nuestros correos electrónicos ya son revisados; al menos, los que pasan por CANTV ya son chequeados. El mayor problema será si filtran la entrada y salida de internet, que limiten mi capacidad de recibir y enviar información y no pueda comunicarme con mis compatriotas y con el mundo”.

“El teléfono e internet van a ser nuestros últimos canales de libertad. Chávez los quiere controlar. No me extrañaría que el día de mañana el Gobierno intente una agresión feroz e imponga un filtro o la censura declarada a internet. No soy un paranoico solitario, mis temores están fundamentados y documentados”, recalca el investigador.

Para Pasquali es preocupante que se esté tendiendo entre La Guaira (Venezuela) y Siboney (Cuba) un cable submarino de fibra óptica de 1.552 kilómetros de longitud, “con una capacidad monstruosa de 160 GIGAbytes/seg., sin aplicación en una isla muy atrasada tecnológicamente; Cuba sólo dispone de 124 megaBytes/seg en bajada de satélite y de 65 megaBytes/seg en subida, una ridiculez”. El nuevo cable multiplicará en más de 2.500 veces la capacidad de comunicaciones de Cuba. Para Pasquali, esta inversión es un misterio: la densidad telefónica cubana es de las más bajas del mundo. El número de conexiones a internet es el menor de Latinoamérica (0,9x100hab). Cuba es uno de los 13 países que más censura internet. Según Pasquali, lo mantiene en estado de subdesarrollo para facilitar un control total. “Es lícito preguntarse cuál es el verdadero fin de ese potente cable que enlazará Venezuela con la isla”, cuestiona el profesor. El cubano normal y corriente no puede usar internet. Sólo funcionarios muy escogidos tienen acceso a información filtrada y censurada. Los turistas pueden bajar sus correos en los hoteles si están dispuestos a pagar tarifas muy altas.

Pasquali se pregunta qué se oculta al ampliar la capacidad informática de Cuba si la población no tiene acceso a internet. “En las condiciones actuales ese cable es inútil. Venezuela no tiene un tráfico con Cuba que justifique 160 GIGAbytes segundo, es una locura muy sospechosa. ¿Para qué va a servir? Temo lo peor. Con una décima parte de la capacidad de ese cable se pudieran desviar a La Habana todas las conversaciones telefónicas venezolanas, fijas y celulares, para filtrarlas y espiarlas.”, subraya Pasquali.

Chávez otorgó a una empresa mixta cubano-venezolana un contrato por valor de 134 millones de dólares para expedir el documento nacional de identidad y el pasaporte de los venezolanos. Este país será el sexo en el mundo en implantar un pasaporte electrónico muy sofisticado, que incluirá un chip con un transmisor de alta frecuencia que, según el ministro del Interior, Pedro Carreño, “almacenará datos importantísimos del ciudadano”. De esta manera se entrega la información de 26 millones de venezolanos a un Gobierno extranjero. “Induce a todas las sospechas y temores que los cubanos hagan el pasaporte de los venezolanos. Me da terror pensar la información que pueden meter en mis documentos, que estarán a disposición de los cubanos”, subrayó Pasquali.

La Empanada Bolivariana Delivery. Autor: Anónimo

OPERADOR: ‘La Empanada Bolivariana’. Gracias por llamar. Déme su número de Cédula de Identidad.

CLIENTE: Este… es que yo sólo quiero encargar unas empanadas.

OPERADOR: Pero para eso yo debo tener su Número de cédula.

CLIENTE: Bueno… mi número es… 9. 986.101.

OPERADOR. Gracias, señor Pérez. Veo que usted vive en el Edificio La Merluza, Piso 10, apartamento 10-74-B, su teléfono particular es el 494 2366, su oficina está en la Lavandería ‘Todo limpio’ en la Esquina de Veroes, teléfono 745 2302, su celular es el 0414 266 2566 y usted está llamando desde su apartamento.

CLIENTE:
-&nb`* sp- …es cierto… ¿de dónde saca toda esa
información?

OPERADOR. Estamos conectados al SNS

CLIENTE: ¿Y eso qué es?

OPERADOR: El Sistema Nacional de Seguridad. Esa conexión agrega tan sólo 15 segundos al tiempo de cada pedido. Bueno,… ¿Cuáles empanadas quiere?

CLIENTE: Quisiera seis de sus empanadas de Cazón y seis de Caraotas.

OPERADOR: No creo que sea una buena idea, señor…

CLIENTE: ¿Cómo? ¿Qué dice?

OPERADOR: Señor, sus informes médicos indican que Ud. es hipertenso, y su colesterol y triglicéridos duplican los valores aceptables. El Seguro Nacional de Salud no nos autoriza a venderle algo que constituye para Ud. una elección muy peligrosa.

CLIENTE: P-p-pero… ¿y qué me recomienda?

OPERADOR: Lo ideal para Ud. sería nuestra ‘Empanada Barinesa’. Le encantará.

CLIENTE: ¿Y de dónde se imagina que puede llegar a gustarme?

OPERADOR: Es que vemos en pantalla que la semana pasada
Ud. consultó en una biblioteca pública el libro: ‘Queso de Soya para el Gourmet’. Por eso le sugerí las empanadas de requesón barinés.

CLIENTE: Bueno, en fin… Mándeme ocho, de tamaño familiar.

OPERADOR: Perfecto. Eso será suficiente para Ud., para su esposa y sus dos hijos, las sobras servirán para alimentar a sus dos perros. En total son 75.499,99 bolívares.

CLIENTE: Bien, tome el número de mi tarjeta de crédito…

OPERADOR: Lo siento, señor. Deberá pagar en efectivo. Las tarjetas de Crédito resultan obsoletas para nuestro sistema porque son un símbolo del capitalismo….

CLIENTE: Okay, okay iré al cajero para sacar el efectivo.

OPERADOR: Dos cosas señor, debe desterrar de su vocabulario cualquier frase en idioma inglés y, dos: No podrá sacar dinero del cajero pues ya excedió el límite de efectivo disponible.

CLIENTE: Venga igual. Tengo el efectivo necesario en casa. Y tenemos hambre, ¿cuanto demorarán?

OPERADOR: Unos 55 minutos aproximadamente. Ud. está cerca, si quiere puede retirarlas personalmente, aunque ignoro si tiene ganas de llevar empanadas en una moto.

CLIENTE: ¿Y cómo sabe que no iré en auto?

OPERADOR: Bueno… usted demoró el pago de las cuotas, su automóvil fue incautado hace 22 días, y Ud. llenó el tanque de su moto ayer por la tarde en la gasolinera El Palmar la esquina de la calle paralela a la suya.

CLIENTE: Pero, ¡¡¡¡por qué no se van a la #&%#º/()=@@|!!!!

OPERADOR: le aconsejo, señor, que modere su lenguaje, Uff!!!. Veo que fue denunciado por un policía de tránsito hace 4 meses por insultarlo cuando el agente le solicitó un aporte en efectivo para la Revolución. El juez lo condenó a tres meses en prisión y Ud. salió hace dos semanas del CRC, Centro de Reclusión Contra-Revolucionario …

CLIENTE: …. (sin habla).

OPERADOR: ¿Algo más, señor?

CLIENTE: Sí. Tengo el cupón de un aviso de Uds. por una Coca Cola de 2 litros sin cargo.

OPERADOR: Lo siento, esos cupones suponen un pequeño privilegio para los miembros del PSR, Partido Socialista de la Revolución. Debemos investigar cómo lo obtuvo, según la Constitución recién sancionada lo indica.

CLIENTE: ¡Mire!… ¡No me mande nada!

OPERADOR: De todos modos muchas gracias por llamar a ‘La Empanada Bolivariana’ y recuerde que por haber anulado el pedido su caso será pasado a la Fiscalía donde le condenarán inexorablemente, pues acá tenemos un testigo del DIR, Departamento de Investigaciones de la Revolución, que oyó toda la conversación. Esperamos estar a su servicio en una nueva oportunidad.
Su operadora telefónica de confianza

¿Porqué un Blog venezolano para comentar acerca de las TIC’s y los Derechos Humanos?

Por Luis Manuel Aguana

La utilización de medios técnicos, en especial las tecnologías del manejo de información y comunicaciones, TICs, por parte de los gobiernos con el fin de manipular, controlar y en algunos casos perseguir a los ciudadanos, ha ocurrido en la Venezuela de los ultimos años (listas de exclusión política, control electoral) y comienza a ser un tema de importante actualidad ante la amenaza gubernamental de comenzar a controlar la Internet y las Redes Sociales. El solo hecho de que el gobierno venezolano se haya ocupado ante la protesta generalizada de lo que acontece en el Twitter, Facebook y otras redes, importando de Cuba a un alto funcionario especialista en la represión en esta materia, dispara las alertas de todos quienes hemos sido estudiosos del tema de las tecnologías de la información en Venezuela desde hace muchos años. ¿Hasta donde puede un gobierno argumentando la defensa del Estado, violentar los derechos humanos y la privacidad de los ciudadanos? Esta desviación en países como los nuestros, donde aún existen rasgos profundamente presidencialistas y de tendencias históricas autoritarias, hace aún más vulnerables los derechos ciudadanos de las personas. Si un Estado puede en virtud de su poder controlar hasta la más pequeña pieza de información relativa a sus ciudadanos, sin respeto de las leyes y la Constitución, el resto de los derechos humanos estarán seriamente amenazados. El gobierno de un país sin instituciones sólidas puede utilizar las herramientas que a su vez da la tecnología para violentar más eficientemente los Derechos Humanos, irrespetando la Constitución y las leyes.
El planteamiento de que los adelantos técnicos deben aumentar la calidad de vida de las personas y aumentar el conocimiento es un lugar común incompleto. La tesis que sustento en este Blog que abro el dia de hoy es que los adelantos técnicos solo tienen un sentido en tanto y en cuanto, además de aumentar la calidad de vida en sociedad por intermedio de su utilización, traigan un aumento de la libertad y la democracia en el marco de un mayor respeto a los Derechos Humanos, y que cualquier desviación técnica debido a su impropia utilización, que implique un uso en contra de estos principios fundamentales, debe ser perseguida y condenada. Quienes usen su conocimiento técnico para torcer el uso de las TIC’s a favor de la represión y la persecusión politica de sus conciudadanos son tan culpables de violación a los Derechos Humanos como aquellos a quienes sirven. Por lo tanto se hace indispensable poseer los mecanismos y resortes ciudadanos necesarios para poder detectar tales desviaciones que hagan vulnerables los Derechos Humanos si se usan medios tecnológicos de procesamiento de información. Este sitio esta dirigido a crear una conciencia ciudadana acerca de este grave problema que es un subproducto de la Era de la Información y la Globalización aplicada a nuestros países.